AMANDA, LA PRIMERA ALUMNA DE INTERCAMBIO QUE DECIDE PARTICIPAR EN EL MAGISTER EN INGENIERÍA DE TRANSPORTE, CUENTA SU EXPERIENCIA EN LAS SALAS DE ITRA

Li Yu es su verdadero nombre, pero un profesor la llamó Amanda y le gustó. Así la conocen, cariñosamente, sus compañeros y docentes de la Escuela de Ingeniería de Transporte de la PUCV.

Mi nombre real es LiYu pero la pronunciación “yu” no existe en español, y gradualmente me di cuenta que hay dos casos: la gente no empezaría una conversación conmigo porque no puede pronunciarlo, o me llama “iu” o chinita -que no me molesta nada-. Un profesor me dio el nombre Amanda, me gustó, y lo adopté”. Relata la estudiante china que se encuentra de intercambio en la Escuela de Ingeniería de Transporte de la PUCV.

Amanda, llegó a Chile por el programa Supply Chain and Logistics en RMIT (Australia) y, durante un semestre realiza el curso de logística en las salas de ITRA. Para la estudiante asiática, haber llegado a la PUCV ha significado encontrar una red de apoyo importante para desenvolverse en un país con una cultura tan diferente a la suya. “Cuando llegué no pude entender el acento ni muchos temas chilenos, pero por fortuna conocí a mis profesores y compañeros, que siempre me ayudan. Los profesores me guían paso a paso con sus propios métodos, me preguntan si puedo seguir, y junto con mis compañeros me impulsan a discutir los temas”, comenta la estudiante.

En tan sólo dos meses de estadía, Li Yu o Amanda, como le gusta llamarse en Chile, se ha dado cuenta del aporte que el entorno de la Escuela de Ingeniería de Transporte ha generado en su vida como estudiante de intercambio. “Me di cuenta gradualmente como mis compañeros y profesores me ayudaron a cambiar, de estar perdida en la clases a participar de forma activa en discusiones sobre las diferencias culturales y de compartir mis experiencias en español imperfecto a ser capaz de aportar en un paper en clase”.

Li Yu, además está ralizando una práctica profesional en Nestle y aprovechando al máximo su experiencia de movilidad estudiantil en este país tan lejano para ella y sus tradiciones, que según sus propias palabras, cambió su vida para siempre.

ACADÉMICA DE INGENIERÍA DE TRANSPORTE PARTICIPÓ DE IMPORTANTE CONGRESO DE LOGÍSTICA EN HAMBURGO

Profesora Lorena Bearzotti presentó trabajo “gestión de riesgo en terminal de contenedores” en Congreso IAME, instancia que reúne al ecosistema mundial del comercio internacional, los puertos y la cadena logística.

El Congreso IAME, es un encuentro que se desarrolla todos los años, en diferentes ciudades del mundo, con la finalidad de reunir a los representantes de la cadena logística que hay detrás del comercio internacional que se realiza en los puertos. El evento de este año se realizó en Hamburgo, Alemania, hasta donde llegó la profesora de la Escuela de Ingeniería de Transporte de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso, Lorena Bearzotti, quien fue a presentar el trabajo que desarrolló, en colaboración con la profesora de ITRA, María Isabel Vega y dos ex-alumnos, sobre la gestión de riesgos en un terminal de contenedores.

A continuación, la profesora Bearzotti relata su experiencia en este importante Congreso internacional.

  1. ¿Qué es el Congreso IAME y por qué es tan relevante para el mundo de la logística portuaria?

IAME es un congreso realizado por una organización del mismo nombre. El Congreso es una oportunidad para la comunidad científica con el fin de discutir y contribuir al desarrollo de la gestión del transporte marítimo y los diferentes actores involucrados.

  1. ¿Cómo se gestó tu participación en el Congreso?

Participé en el 2011 en el IAME que se organizó en Santiago de Chile, donde tuve la oportunidad de conocer la comunidad científica que trabaja en los temas de transporte marítimos, dado que había comenzado a trabajar en la problemática relacionada con el puerto y la cadena logística portuaria. Durante el 2015, y gracias al proyecto de iniciación de la universidad y al proyecto semilla que la escuela se adjudicó, pudimos trabajar en el macro problema de la gestión de riesgos en el contexto de una terminal portuaria junto con la profesora María Isabel Vega y dos ex-alumnos de la escuela, Cristian Valdés y Arturo Cuevas, el trabajo que fue enviado al congreso y forma parte de los primeros resultados de esta investigación colaborativa.

  1. Cuéntanos del trabajo que fuiste a presentar.

El trabajo presentado se tituló “An agent-based approach to risk and event management in a Container Terminal”. El objetivo del trabajo es analizar el problema de la gestión de riesgos y eventos para un actor específico que es una terminal de contenedores con la finalidad de desarrollar una propuesta basada en sistemas multi-agentes. Este tipo de herramientas se están volviendo cada vez más importantes para las organizaciones con la finalidad de poder brindar resiliencia a las mismas y así poder responder de manera efectiva a los cambios disruptivos que se producen durante la ejecución de los planes y que tienen impacto en la performance de la cadena de suministro global e incluso en la competitividad del país. Como mencioné anteriormente, este trabajo ha sido realizado en colaboración con la profesora María Isabel Vega y dos ex-alumnos de la escuela: Cristian Valdés y Arturo Cuevas.

  1. ¿Cómo fue la socialización y recepción de tu trabajo en Hamburgo?

La socialización se realizó a través de una presentación ante un grupo de académicos e investigadores en una de las sesiones, siendo bien recibido lo que se evidenció en las preguntas y comentarios. Producto de esto se está trabajando actualmente en la posibilidad de colaborar con dos profesoras de la Universidad de Nápoles.

  1. El próximo IAME será en Kyoto, ¿Participarás en esa ocasión?

El próximo año el IAME se realizará en Kyoto y es el objetivo del equipo de investigación seguir desarrollando las líneas de investigativas asociadas con el transporte marítimo para poder participar. La asistencia depende de la aceptación del trabajo y de contar con los fondos para poder asistir.

  1. ¿Qué signifca para la Escuela de Ingeniería de Transporte que sus académicos y alumnos los representen en instancias tan importantes como esta?

Desde mi perspectiva es vital. Es importante potenciar este tipo de actividades para poder desarrollar las líneas de investigación que actualmente se están desarrollando. Además, posibilita que la generación de vinculación con otros académicos e investigadores y así fortalacer la internacionalización y el trabajo colaborativo.

El viaje realizado por la profesora Bearzotti se hizo posible gracias al apoyo de la Escuela de Ingeniería de Transporte y la Vicerrectoría de Investigación.

Escolares de Valparaíso visitaron Escuela de Ingeniería de Transporte en el “Día Abierto” de la PUCV

Más de 20 estudiantes de distintos colegios de la zona, se interesaron en conocer información, infraestructura y vida universitaria de los alumnos de Ingeniería de Transporte, durante el “Día Abierto” 2016.

Todos los años, la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso realiza el “Día Abierto”, instancia en que las distintas escuelas que conforman las facultades, abren sus puertas para que escolares, provenientes de diversos colegios de la región, ingresen a sus dependencias y conozcan cómo se vive un día siendo alumno de la carrera que más les interesa.

En este contexto, la Escuela de Ingeniería de Transporte, recibió a más de 15 estudiantes de cuarto medio – cifra que evidencia un creciente interés de los jóvenes por esta área de la ingeniería – quienes fueron recibidos por la comisión de difusión y alumnos de la carrera. Germán Poblete, ayudante de difusión Ingeniería de Transporte, fue el encargado de dar la bienvenida a los visitantes. “Llegaron bastantes chicos con mucho ánimo, estuvieron desde muy temprano con ganas de participar y, en la despedida, todos se fueron muy satisfechos”, comentó.

El día comenzó con un saludo de la Directora de la Unidad Académica, Cecilia Montt. La autoridad universitaria se mostró muy contenta por la asistencia de los escolares. “Estamos felices con el resultado de este “Día Abierto”, es emocionante ver cómo año a año más jóvenes se interesan por venir a conocer la Escuela, porque eso significa que, el trabajo que estamos haciendo está impactando en la comunidad”, señaló.

Posteriormente, los visitantes recibieron charlas dictada por ex alumnos, quienes les hablaron acerca de su experiencia en el rubro. Pero ¿cómo vivir una experiencia universitaria sin asistir a clases? El encargado de impartir una cátedra a los estudiantes de cuarto medio, fue el profesor y Secretario Académico de la Escuela de Ingeniería de Transporte, Sergio Novoa. “Es súper valioso poder hacer esta clase a los escolares, porque creo que lo más importante en el área del transporte es motivar a la gente y mostrarles que hay un amplio campo profesional y de actividades que van más allá de lo que se imaginan”, contó el docente.

Los jóvenes calificaron positivamente la experiencia en las salas de ITRA, muchos de ellos, vinieron motivados por la idea de poder continuar sus estudios en el área del transporte. “Fue muy bueno, nos sirvió para familiarizarnos con esta carrera en un ambiente muy grato”, comentó Elías López de la Escuela de Tripulantes de Valparaíso. Además, para Carla Gauché del Colegio San Antonio de Viña del Mar, la experiencia fue “súper interesante, porque así podemos conocer cómo son las universidades por dentro y la vida dentro de la Escuela. Además, me llama la atención esta carrera”.

Al finalizar la jornada, los profesores a cargo de los grupos de alumnos, se mostraron satisfechos con la información entregada a los estudiantes, sobre todo, porque algunos de ellos provienen de colegios ligados al mundo del transporte. Camilo Cisternas, Asesor Portuario de la Escuela de Tripulantes de Valparaíso, señaló que “los jóvenes que nosotros tenemos en el colegio están directamente relacionados con la vida portuaria, del transporte y la logística, entonces esto los encamina en una proyección más a futuro”.

El “Día Abierto 2016” finalizó pasadas las 13.00 horas del viernes 19 de agosto y se realiza cada año en todas las escuelas que componen las Facultades de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso.

ESCUELA DE INGENIERÍA DE TRANSPORTE DE LA PUCV FIRMÓ CONVENIO DE COOPERACIÓN CON ASOCIACIÓN DE PROFESINALES EN LOGÍSTICA DE CHILE

En el marco de la reciente “Expo Logística y Comercio Exterior”, la directora de la carrera de ingeniería de transporte de la PUCV y el Presidente del gremio logístico afianzaron las relaciones de las instituciones que representan.

A comienzos de julio, los especialistas del transporte y la logística se congregaron en el Hotel Enjoy de Viña del Mar para asistir a la II versión de la “Expo Logística y Comercio Exterior”, un evento organizado por la Asociación de Profesionales en Logística y por TMI Logistics y que reunió a centenares de asistentes.

El seminario, fue organizado con el fin de incentivar el conocimiento en esta área, y además, pone en contacto a los distintos actores que son parte de la cadena de insumos del transporte.  Este año, fueron más de 20 stand de diferentes empresas del rubro que mostraron sus novedades en comercio internacional, transporte, tecnología y bodegas.

En este contexto, Gianni Contenla, Presidente de Aplog y Cecilia Montt, Directora de la Escuela de Ingeniería de Transporte de la PUCV, firmaron un acuerdo de cooperación que consiste en fomentar el desarrollo y difusión de actividades conjuntas. “Estamos muy contentos con este convenio, porque Aplog es una institución compuesta por profesionales que pueden enseñarle mucho a nuestros alumnos. Estamos muy expectantes de todas las iniciativas que generaremos, porque serán de gran utilidad para los futuros especialistas en transporte”, comentó la profesora Montt.

Gianni Contenla, Presidente de Aplog, habló acerca del Acuerdo de Cooperación firmado con la Escuela de Ingeniería de Transporte de la PUCV y de la segunda versión de la Expo Logística y Comercio Exterior:

  1. ¿Cuál es la importancia del desarrollo de eventos como la Expo Logística y Comercio Exterior en el país?

La importancia en desarrollar proyectos como Expo Logística & Comercio Exterior, es la integración que se produce entre distintos sectores asociados al área logística. Esta es una Feria donde networking, contactos y conocimiento están presentes, a través de un programa de Conferencias que se realiza con la participación de especialistas en logística de todos los sectores de la cadena de suministros, siendo un lugar de encuentro empresarial y educacional, donde los profesionales del área son los auténticos protagonistas de la Feria.

  1. ¿Qué desafíos surgen para el país, tras los dos eventos de este año?

APLOG está incentivando la actividad logística y operaciones a nivel nacional, posicionando la trascendencia de nuestra área en la gestión a nivel empresarial y público, logrando trabajos en conjunto con Universidades, con el propósito de obtener profesionales capacitados en especialidades de supply chain, además de fortalecer el sector logístico nacional.

Un concepto importante es descentralizar el desarrollo de los eventos logísticos, este año realizamos la actividad en Valparaíso-Viña del Mar, el próximo año efectuaremos Conferencias y Expo en Concepción.

 

  1. ¿Qué rol tienen las universidades en la formación de futuros profesionales del área?

En Chile, hace 15 años no contábamos con carreras logísticas de pre-grado y post-grados, los profesionales para capacitarse en el área debían estudiar en Europa, Estados Unidos o Argentina. Por este motivo, la irrupción de carreras afines en Universidades e Institutos, ha posicionado la importancia de la cadena de suministros en el quehacer y contingencia nacional, logrando fortalecer a profesionales del sector logístico y operaciones, quienes actualmente tienen una visión constructiva del desarrollo logístico y comercio internacional del país. La optimización de recursos, planteado a través de la globalización de los mercados, nos incentiva a tener carreras de logística y supply chain, que para el año 2030 tendrán una apreciación importante en el mercado internacional.

  1. En este contexto, ¿Qué relevancia tiene el convenio establecido con la PUCV y qué acuerdos o relación forja entre las partes?

El convenio de cooperación entre APLOG & PUCV, tiene la finalidad de contribuir a la ejecución y difusión de actividades conjuntas, apoyando el crecimiento del sector logístico y comercio internacional del país, entregando herramientas a profesionales que deseen estudiar el Magister en Ingeniería de Transporte de PUCV en Valparaíso o Santiago.

El convenio incluye entrega de información a través de banners en ambos portales web, piezas informativas a través de mailings, avisos en revistas o murales, participación con un espacio para stand en la Expo Logística de TMI Logistics & APLOG u otros medios de comunicación que las partes estimen convenientes.

GENERACIÓN DE 1996 SE REUNIÓ PARA CELEBRAR 20 AÑOS DE INGRESO A LA ESCUELA DE INGENIERÍA DE TRANSPORTE EN LA PUCV

Más de una decena de ex alumnos se dieron cita en el mes de marzo para recordar los grandes momentos que vivieron en su paso por la universidad.

Año a año, un grupo de actuales ingenieros de transporte se reúne a celebrar un día que marcó su vida para siempre. El inolvidable ingreso a la universidad no pasa por alto en las personas, sobre todo cuando en la Escuela se hacen amigos, se viven experiencias, se aprenden importantes conocimientos y se forjan relaciones que duran de por vida.

Bien lo sabe la generación de 1996 de la Escuela de Ingeniería de Transporte de la PUCV. Un grupo de al menos 12 ex alumnos, que cada marzo de juntan a conmemorar el día que asistieron a su primera clase en las aulas de ITRA. Sin embargo, la celebración de este año tuvo un carácter especial, ya que se cumplieron 20 años desde que la generación del 96 ingresó a la universidad.

Para festejar las dos décadas de formación, los ex estudiantes, actuales profesionales de la ingeniería, se juntaron en la casa de uno de ellos, Jordi Fulla, donde hicieron un asado y compartieron con sus respectivas familias. “El ambiente fue muy grato, las historias pasadas en la Escuela de Transporte afloraron por si solas. Lo mejor es que se continúan estrechando lazos, a través de temas familiares y laborales”, relata Juan Peña, participante del asado.

Esta instancia, ha hecho que los estudiantes de la generación del 96 permanezcan en contacto durante todo el año. No es difícil traer a sus memorias recuerdos de asignaturas, como Análisis Numérico, paseos de la Escuela y la vida cotidiana en las dependencias de la Facultad de Ingeniería de la PUCV.

Actualmente, los integrantes del grupo que se reúne año a año están insertos en el mundo laboral en distintas áreas de la ingeniería, muchos en puestos relacionados con logística.