1.pic

AMANDA, LA PRIMERA ALUMNA DE INTERCAMBIO QUE DECIDE PARTICIPAR EN EL MAGISTER EN INGENIERÍA DE TRANSPORTE, CUENTA SU EXPERIENCIA EN LAS SALAS DE ITRA

Li Yu es su verdadero nombre, pero un profesor la llamó Amanda y le gustó. Así la conocen, cariñosamente, sus compañeros y docentes de la Escuela de Ingeniería de Transporte de la PUCV.

Mi nombre real es LiYu pero la pronunciación “yu” no existe en español, y gradualmente me di cuenta que hay dos casos: la gente no empezaría una conversación conmigo porque no puede pronunciarlo, o me llama “iu” o chinita -que no me molesta nada-. Un profesor me dio el nombre Amanda, me gustó, y lo adopté”. Relata la estudiante china que se encuentra de intercambio en la Escuela de Ingeniería de Transporte de la PUCV.

Amanda, llegó a Chile por el programa Supply Chain and Logistics en RMIT (Australia) y, durante un semestre realiza el curso de logística en las salas de ITRA. Para la estudiante asiática, haber llegado a la PUCV ha significado encontrar una red de apoyo importante para desenvolverse en un país con una cultura tan diferente a la suya. “Cuando llegué no pude entender el acento ni muchos temas chilenos, pero por fortuna conocí a mis profesores y compañeros, que siempre me ayudan. Los profesores me guían paso a paso con sus propios métodos, me preguntan si puedo seguir, y junto con mis compañeros me impulsan a discutir los temas”, comenta la estudiante.

En tan sólo dos meses de estadía, Li Yu o Amanda, como le gusta llamarse en Chile, se ha dado cuenta del aporte que el entorno de la Escuela de Ingeniería de Transporte ha generado en su vida como estudiante de intercambio. “Me di cuenta gradualmente como mis compañeros y profesores me ayudaron a cambiar, de estar perdida en la clases a participar de forma activa en discusiones sobre las diferencias culturales y de compartir mis experiencias en español imperfecto a ser capaz de aportar en un paper en clase”.

Li Yu, además está ralizando una práctica profesional en Nestle y aprovechando al máximo su experiencia de movilidad estudiantil en este país tan lejano para ella y sus tradiciones, que según sus propias palabras, cambió su vida para siempre.